Top Tag
Los Tres Pilares De Un Estilo De Vida Saludable Son Los Siguientes




Un dicho común dice: “Mente sana en cuerpo sano”. Siempre estamos buscando formas de mejorar nuestro bienestar personal: nos esforzamos por participar en deportes de forma regular, comer una dieta saludable, ejercitar nuestra mente y rodearnos de personas positivas.

Pero, ¿a qué nos referimos exactamente cuando decimos “bienestar”? “Tenemos oportunidades de ser felices, de sentirnos contentos con lo que tenemos”, dijo la doctora Rosana Gogorza, neuróloga y jefa de la Consultoría Médica de la OSDE, “pero si no somos conscientes de las interferencias que pueden estar obstruyendo esas posibilidades, será todo sea en vano”.

Se pueden establecer hábitos diarios saludables sin interrumpir el flujo de nuestra rutina, dando la impresión de que todo es como debe ser. Saber que hay tres pilares en los que debemos confiar para vivir una existencia equilibrada es un buen lugar para comenzar. Estos pilares son la alimentación, el ejercicio y el descanso.

Bienestar y dieta equilibrada
Para evitar enfermedades y tener la vitalidad necesaria para afrontar las dificultades de cada día con un alto nivel de defensas, es fundamental seguir una alimentación equilibrada, completa y variada. La organización diaria fortalece la voluntad, que es el primer paso para lograr la meta.

Consejos para ponerlo en práctica en el día a día:

Que cenes en una mesa o en un lugar agradable y de improviso.
Me tomé mi tiempo para comer.
Asegúrate de beber mucha agua.
Usa frutas y verduras para hacer platos coloridos.
Mientras lo haces, aléjate de los dispositivos tecnológicos.
Es fundamental consumir alimentos ricos en omega 3, polifenoles y vitamina D para la salud de su corazón y cerebro. Recuerde siempre que si tiene alguna duda, debe visitar a un médico competente.

También es importante mantenerse hidratado para que su cuerpo pueda realizar todas sus actividades básicas. Aunque el aporte nutricional de cada persona varía en función de su peso y estado biológico, diversos estudios demuestran que beber agua potencia el gasto energético y aumenta la dopamina, conocida popularmente como la hormona de la alegría.

Actividad Física y Bienestar
“El ejercicio es una píldora que no debe pasarse por alto”, explica el Dr. Gogorza. Nuestro bienestar mejora cuando realizamos actividad física, no solo fisiológicamente, sino también intelectual y emocionalmente. Destacaremos algunas de sus principales ventajas:

Aumento de los niveles de endorfinas, una sustancia natural producida por nuestro organismo que alivia el dolor y el estrés.
Aumento de los niveles de dopamina, el químico del bienestar que causa felicidad y placer.
El aumento de la reserva cognitiva se refiere a la capacidad de nuestro cerebro para soportar mejor las consecuencias de las enfermedades relacionadas con la edad.
Mejora la agudeza mental y la memoria.
Reduce las posibilidades de desarrollar trastornos cardiovasculares y cerebrovasculares.
De tres a cuatro veces por semana, entre 30 y 40 minutos de actividad física es bueno. La intensidad y la frecuencia varían según el individuo y sus necesidades en relación con sus actividades diarias. “La perseverancia, como en todo, es clave, así como desarrollar hábitos que te ayuden a mantenerte estable en tus movimientos a lo largo de tu vida”.

Descanso y Bienestar
El sueño es un proceso activo, complejo y crucial para nuestro bienestar físico y mental. Cualquier condición, hábito o enfermedad que lo afecte pone en peligro la restauración de las funciones básicas necesarias para nuestro desarrollo continuo. Las siguientes son algunas de las ventajas de dormir lo suficiente:

El avance del conocimiento.
La mejora en la memoria.
La mejora del estado de ánimo.
El desarrollo de la creatividad.
Regeneración muscular.
El corazón y el cerebro están protegidos.
Varias dolencias pueden atacar por la noche, interrumpiendo nuestro sueño. Uno de ellos es el ronquido, que es un síntoma de una condición médica que trastorna, interrumpe y fragmenta el descanso durante los períodos de sueño profundo. Dormir bien por la noche es beneficioso para el rendimiento, el buen humor y el vigor.

Los hábitos alimentarios, la actividad física y el descanso son importantes. Los comportamientos saludables que se han convertido en parte de su rutina diaria no se sienten como una tarea o un esfuerzo. Se adaptarán naturalmente a sus comportamientos cotidianos, acercándolo a una vida feliz y equilibrada.






Leave a Reply

Your email address will not be published.

You may also like